LA MAGIA DE UN RELOJ EN PRIMERA PERSONA

Qlocktwo W35: el equilibrio entre diseño y funcionalidad

Estos relojes singulares están disponibles en 20 idiomas, y en 70 países de todo el mundo

Foto: En la matriz del Qlocktwo W35, formada por 110 letras dispuestas de forma aparentemente aleatoria, se leen e indican todas las horas del día.
En la matriz del Qlocktwo W35, formada por 110 letras dispuestas de forma aparentemente aleatoria, se leen e indican todas las horas del día.

El nuevo Qlocktwo W35, con una caja de 35 x 35 mm, integra los puntos de los minutos en las esquinas de la matriz reproduciendo el icónico diseño de Qlocktwo característico de los populares relojes de pared / de montaje de pie y de mesa ya clásicos de la marca. Además de los segundos y del día del mes, el reloj también indica el nivel de carga de la pila. Ahora este modelo está disponible en más de 20 idiomas con el mecanismo de iluminación especialmente desarrollado para Qlocktwo W. En la colección de relojes de pulsera, las tres variantes de caja clásicas se ven ahora complementadas por los modelos Pure White y Pure Black.

En la colección de relojes de pulsera, las tres variantes de caja clásicas se ven ahora complementadas por los modelos Pure White y Pure Black (sobre estas líneas).
En la colección de relojes de pulsera, las tres variantes de caja clásicas se ven ahora complementadas por los modelos Pure White y Pure Black (sobre estas líneas).

La característica fundamental del nuevo Qlocktwo W Pure White es la matriz de acero inoxidable pintada de blanco sobre la que se recortan las letras. Qlocktwo W Pure White también está disponible con otras dos variantes de caja —(PVD recubierto de oro o de oro rosa)—, así como en dos tamaños de 35 mm y 39 mm, mientras que las correas están disponibles en colores blanco, verde frío, naranja vivo o rojo intenso.

El concepto de diseño se basa en una matriz formada por 110 caracteres dispuestos de forma aparentemente aleatoria. Las distintas letras se iluminan por medio de superficies luminosas para formar palabras e indicar la hora en intervalos de cinco minutos. Estos relojes se fabrican a mano individualmente y por encargo, desde 2009, en la fábrica de Schwäbisch Gmünd, y están disponibles en más de 20 idiomas, entre ellos, chino, árabe e incluso el dialecto alemán suabo, y en unos 70 países de todo el mundo.

www.qlocktwo.com

Relojes
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios