Un paseo por las plazas más bellas y míticas de América Latina

  • Pantalla completa
Plaza de Calama (Chile)
1 de 11
Comparte la fotografía
Plaza de Calama (Chile)

Calama, tierra de sol y cobre, se yergue en la alta llanura del desierto de Atacama y es la terminal del ferrocarril Calama-La Paz, un interesante medio para llegar a Bolivia.

Parque Central Mongui (Colombia)
2 de 11
Comparte la fotografía
Parque Central Mongui (Colombia)

La ciudad es un conjunto monumental de puro estilo español. Sobresalen su amplia plaza empedrada y sus construcciones coloniales, que la convierten en la más valiosa joya de la provincia de Boyacá.

Parque Central de Mayagüez (Puerto Rico)
3 de 11
Comparte la fotografía
Parque Central de Mayagüez (Puerto Rico)

Fundada en 1760 con el nombre de “Nuestra Señora de la Candelaria”, prevaleció el nombre indígena de su río. Mayagüez está emplazada en el extremo oeste de Puerto Rico y en su urbanismo destaca el Parque Central, pulmón de la población.

Plaza de Armas. Cuzco (Perú)
4 de 11
Comparte la fotografía
Plaza de Armas. Cuzco (Perú)

Aquí murió el conquistador Diego de Almagro en 1538, en las guerras intestinas contra los partidarios de Pizarro tras la caída del Imperio Inca. En ella destaca la Catedral, excelso ejemplo del estilo barroco colonial.

Plaza de Antofagasta (Chile)
5 de 11
Comparte la fotografía
Plaza de Antofagasta (Chile)

Boliviana en sus orígenes, la ciudad de Antofagasta pasaría a Chile en 1872 tras ser perdida en la Guerra del Salitre. La céntrica Plaza Colón es el núcleo urbano donde converge la vida, el corazón de una ciudad nacida en el desierto que fue testigo de guerras y protestas obreras.

Parque Central San Pedro de Sula (Honduras)
6 de 11
Comparte la fotografía
Parque Central San Pedro de Sula (Honduras)

Fundada por Pedro Alvarado en 1536, la ciudad está trazada al estilo de los españoles, con una trama cuadriculada que parte de la plaza central. En el Parque Central se alza la Catedral, erigida en el siglo XX.

Plaza de San Francisco (Guayaquil, Ecuador)
7 de 11
Comparte la fotografía
Plaza de San Francisco (Guayaquil, Ecuador)

Fue fundada en 1534 por Francisco de Orellana en las faldas del Cerro Santa Ana para defenderse de ataques piratas. En la plaza destacan la iglesia y su espejo de agua en forma de cascada.

Monumento Mineros y Sindicaleros de la Llagua (Bolivia)
8 de 11
Comparte la fotografía
Monumento Mineros y Sindicaleros de la Llagua (Bolivia)

Potosí, la vetusta ciudad boliviana tuvo las minas de plata más ricas del Imperio de los Habsburgo. Su agotamiento relegó al olvido a una ciudad a la que la leyenda llegó a asfaltar con adoquines de plata.

Zócalo Convento de Izamal (México)
9 de 11
Comparte la fotografía
Zócalo Convento de Izamal (México)

Izamal cuenta con un hermoso convento del siglo XVI, construido sobre un antiguo templo maya. De estilo morisco, constituye un excelente ejemplo de las construcciones de dicho período. 

Plaza de Armas de Arequipa (Perú)
10 de 11
Comparte la fotografía
Plaza de Armas de Arequipa (Perú)

La "Ciudad Blanca" es la segunda ciudad más importante de Perú. En la Plaza de Armas destaca la imponente Catedral y la antigua iglesia jesuíta, que ha sobrevido a los frecuentes terremotos.

Las plazas de las ciudades latinoamericanas son lugar de encuentro. De encuentro de culturas, de donde viene su origen, y de encuentro ciudadano. Los conquistadores hallaron los anchos espacios arbolados donde se celebraban los días de mercado, el tiangue de la cultura náhuatl y mexica, un espacio que estaba vedado a los hombres, que eran corridos a pedradas si osaban acercarse; y hallaron también los atrios ceremoniales, centros de la vida religiosa y política de los aztecas y de los incas. / Fotografía: Carlos Díez Polanco

Reportajes
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios