250 años de Christie's, la casa de subastas más emblemática del mundo

  • Pantalla completa
La excelencia como norma
1 de 13
Comparte la fotografía
La excelencia como norma

Empleados de Christie’s durante una subasta de artes decorativas del coleccionista Robert de Balkany celebrada este mismo año.

Espectaculares cifras
2 de 13
Comparte la fotografía
Espectaculares cifras

En la actualidad, la casa tiene presencia en 46 países –con doce salas de subastas en Londres, Nueva York, París, Ginebra, Milán, Ámsterdam, Dubai, Zürich, Hong Kong y Shanghai–, y ofrece anualmente 350 sesiones, entre presenciales y online. 250  años de excelencia que Christie’s y la editorial Phaidon han celebrado este año con un libro antológico en todas las inventariadas acepciones de la palabra: Going Once: 250 Years of Culture, Taste and Collecting in Christie’s (traducido casi inmediatamente al español  como Adjudicado: 250 años de cultura, gusto y coleccionismo en Christie’s), un placentero registro de piezas, anécdotas, nombres y cifras que parece empeñado en demostrar el carácter profético de aquellos que hacen la historia.

La escultura más cara
3 de 13
Comparte la fotografía
La escultura más cara

Balloon Dog (Orange), de Jeff Koons, se convirtió en 2013 en la escultura más cara vendida en una subasta: 58,4 millones de dólares.

El arte de la precisión
4 de 13
Comparte la fotografía
El arte de la precisión

Hay quien, tratando de explicar la naturaleza –y la autoridad– de Christie’s, ha propuesto una comparación con una estación meteorológica: no solo refleja con precisión el clima de las tendencias actuales en arte, sino que los datos generados por sus subastas permiten a la vez –y sobre todo– realizar previsiones muy fiables de los nombres y cotizaciones que moverán el mercado en años venideros. Y eso a pesar de ser el del arte un medio cambiante al que el dinero trata siempre de tomar al asalto y en el que es la liquidez de los inversores, buscando capitalizar sus adquisiciones, la que sigue haciendo girar la rueda del mercado del arte.

Encargos de lujo
5 de 13
Comparte la fotografía
Encargos de lujo

Reloj de cuco de diamantes, en forma de huevo, fabricado por el joyero Carl Fabergé para la familia Rothschild. 12 millones de euros en 2007.

'Nu Couché'
6 de 13
Comparte la fotografía
'Nu Couché'Nu Couché (1917-1918), de Amadeo Modigliani, que alcanzó los 170,4 millones de dólares en la puja celebrada el 9 de noviembre de 2015.
Sabios de la moda
7 de 13
Comparte la fotografía
Sabios de la moda

Imagen tomada en 1978: subasta en Londres del mítico Little Black Dress, de Gabrielle Chanel, vendido por 1.500 libras de la época.

Nuevos proyectos
8 de 13
Comparte la fotografía
Nuevos proyectos

Guillaume Cerrutti, su nuevo mandamás, se ha hecho cargo de las iniciativas estratégicas de la casa con el doble objetivo de continuar ampliando su alcance ya global y de “seguir desarrollando más y mejores servicios y prestaciones para los coleccionistas de hoy”.

Continúa el crecimiento
9 de 13
Comparte la fotografía
Continúa el crecimiento

Bajo el mando de Patricia Barbizet –CEO de Christie’s desde finales de 2014 hasta comienzos de este mismo año– los beneficios de la compañía crecieron cerca de un 10%. Lo que, con ceros, representa unos 3.300 millones de euros, según el Financial Times. Sin embargo, el éxito no significa en absoluto inmutabilidad. “Al concluir un año exitoso –comunicó Barbizet en enero–, es el momento adecuado de adaptar nuestra estructura y llevar un poco más allá el formidable trabajo que hemos realizado de cara a convertir esta compañía en más eficiente, innovadora y colaborativa”. 

Tesoros de Hollywood
10 de 13
Comparte la fotografía
Tesoros de Hollywood

Perla 'La Peregrina', descubierta hace más de 400 años, fue subastada el 13 de diciembre de 2011, junto a un lote de otras joyas de Elizabeth Taylor. Alcanzó los 9 millones de euros.

Reliquias milenarias
11 de 13
Comparte la fotografía
Reliquias milenarias

Máscara romana, datada entre los siglos tercero y segundo antes de Cristo, fue vendida por 3,6 millones de dólares en 2010.

Solidaridad
12 de 13
Comparte la fotografía
Solidaridad

Subasta celebrada en Christie’s, en apoyo de la Cruz Roja, en 1918.

A lo largo de septiembre, mes de una globalizada rentrée, la casa de subastas más prestigiosa del mundo –con el permiso de su rival Sotheby’s– despachó con idéntica fortuna, en distintos puntos del globo, muy añejos burdeos, oportos y jereces de la bodega particular del Earl de Halifax; cuadros de pintores emergentes chinos como Chu-Teh-Chun y Zao Wou-Ki o Li-Chen; mueble clásico norteamericano del XIX y diversas pertenencias de la actriz Audrey Hepburn, entre ellas una copia de trabajo anotada del guión de Desayuno con diamantes.

El catálogo completo sería tan prolijo como extensa y próspera es la historia de la casa, fundada en 1766 por James Christie en el Pall Mall londinense, propiedad desde finales de los años 80 del Groupe Artemis de François-Henri Pinault (que engloba, entre decenas de compañías, Saint Laurent, Balenciaga, Gucci, Bottega Veneta y Stella McCartney, la bodega Château Latour, el club de fútbol Stade Rennais, el Teatro Marigny parisino o los medios Le Point y TF1).


Explica el economista Thomas Piketty en 'El capital en el siglo XXI' que, como efecto del capitalismo de libre mercado, el rendimiento de los capitales de inversión es muy superior a las tasas de crecimiento económico de la mayoría de los países, lo que acelera la concentración de poder económico y la riqueza en manos de un número cada vez menor de personas. Su análisis explica la rentabilidad anual media del 12,4% que el arte contemporáneo ha conseguido en el último lustro.

De hecho, prácticamente la mitad de las operaciones facturadas por el sector son consideradas por sus compradores como “inversiones”. De ahí que el aquí y ahora de las grandes casas de subastas, Christie’s a la cabeza, pase por la deslocalización (lo que las ha llevado a apostar fuerte por la pujanza de Oriente Próximo, Asia y Latinoamérica), o el protagonismo creciente de las transacciones privadas de altísimo nivel. En resumen, y en palabras de la propia Barbizet, “por conectar más y más arte con más y más clientes”. ¿Alguien puede dar más?

Reportajes
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios