Restaurantes de museo: la gastronomía conquista los centros culturales

  • Pantalla completa
The Café & Restaurant
1 de 12
Comparte la fotografía
The Café & Restaurant

Una cúpula de 60 metros y obras de Rubens y Caravaggio acompañan a los comensales de The Café & Restaurant, en el Kunsthistorisches Museum, de Viena. También las obras de Klimt decoran la monumental sala con cúpula, donde se puede cenar bajo la mirada de los invitados a La boda campesina de Bruegel.

Rex Whistler
2 de 12
Comparte la fotografía
Rex Whistler

Los frescos caracterizan el ambiente del Rex Whistler, histórico y exclusivo local en la Tate Britain de Londres

Spazio 7
3 de 12
Comparte la fotografía
Spazio 7

En Turín, en la Fundación Sandretto Re Rebaudengo, se encuentra Spazio7, restaurante y cafetería en el que tradición y experimentación se integran y se funden cada día. Tal y como un artista busca la armonía con el entorno en el que tiene que exponer su obra, así el joven chef Alessandro Mecca se adapta y se deja inspirar por el ambiente que lo rodea jugando hábilmente con los ingredientes, todo un desafío planteado por Emilio Re Rebaudengo, que el equipo de Mecca ha aceptado y ganado consiguiendo crear una cocina capaz de interactuar con las obras expuestas. También en Turín, la posibilidad de comer como un rey la otorga el Dolce Stil Novo, en la Reggia di Venaria, una de las residencias de la Casa Real de Saboya). 

Spazio 7
4 de 12
Comparte la fotografía
Spazio 7

Spazio 7 se inspira en el arte contemporáneo para sus platos.

Monsieur Bleu
5 de 12
Comparte la fotografía
Monsieur BleuComedor del Monsieur Bleu, en el Palais de Tokyo, en París
Restaurante de Enrico Bartolini
6 de 12
Comparte la fotografía
Restaurante de Enrico Bartolini

El Mudec (Museo de las culturas) acoge el restaurante de Enrico Bertolini, un lugar en perfecta sintonía con la filosofía del chef estrellado que apuesta por la experimentación y la exploración, de la que nacen platos que son verdaderas obras de arte gourmet: simples a la vista, pero sofisticados en el gusto.

Restaurante Torre
7 de 12
Comparte la fotografía
Restaurante Torre

El glamuroso restaurante Torre, en la Fundación Prada, ofrece un menú de platos inspirados en la tradición de las varias regiones de Italia

Rijks
8 de 12
Comparte la fotografía
Rijks

Una visita al Ámsterdam permite probar el Rijks, el restaurante del Rijkmuseum dirigido por el chef estrella Michelin Joris Bijdendijk, donde los sabores de Oriente se mezclan de forma muy original con las obras de los maestros de la pintura flamenca..  En la imagen, uno de los platos que la cocina de Bijdendijk sirve presentado de manera impoluta. 

Nerua
9 de 12
Comparte la fotografía
Nerua

En Bilbao, en el Museo Guggenheim, en un edificio anexo al edificio principal de Frank Ghery, se encuentra Nerua, un pequeño restaurante de apenas once mesas en el que ejerce su sabiduría culinaria desde 2011 Josean Alija. 

Nerua
10 de 12
Comparte la fotografía
Nerua

Con la investigación como principal herramienta, el chef –que tuvo que reaprenderlo todo cuando un accidente de moto, en el año 2000, le afectó al gusto y al olfato– ha construido una cocina de vanguardia con raíces norteñas, mucha verdura y productos del mar, que se despliega en cuatro diferentes menús y que ha merecido ya una estrella Michelin.

Nerua
11 de 12
Comparte la fotografía
Nerua

Detalle de una de las zonas del comedor. 

Si coincidimos en que cocinar es un arte, más aún en estos tiempos de esferificaciones, trampantojos y emplatados sublimes, no resulta descabellado considerar a los chefs auténticos artistas del gusto.

¿Qué mejor lugar, entonces, para lucir sus creaciones que un museo? Comida y cultura representan un binomio perfecto y así lo refleja el catálogo de restaurantes, cada vez más amplio, algunos viejos conocidos, otros casi debutantes en este mundo en constante evolución, que han decidido ubicar sus fogones en el interior de museos o fundaciones culturales.

Este recorrido somero que circula entre el arte y gastronomía, o entre la gastronomía y el arte, empieza, cómo no, en España, para saltar luego los Pirineos y, eso sí, detenerse de momento en las fronteras europeas, donde la oferta es amplia y variada.

Gourmet
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios